Tinnitus o Acúfenos, Qué Son y Cuántos Tipos Hay

Los acúfenos, también llamados tinnitus, o “zumbido en los oídos”, son sensaciones sonoras sin una causa real. Si usted escucha un silbido, chirrido, zumbido, pitido, soplo, rugido, sibilancia, murmullo o algún sonido persistente que no tiene una fuente discernible en su entorno, entonces experimenta un acúfeno, un tipo de ilusión sonora.

Tinnitus o Acúfenos, Qué Son y Cuántos Tipos Hay

Causas y síntomas del tinnitus

Las causas de los acúfenos son diversas: pueden ser clínicas, traumáticas y algunas psicológicas. En caso de padecer de algún acúfeno, el primer paso para recuperar su calidad de vida es obtener información puntual acerca de este padecimiento.

Esto es importante porque los tinnitus en sí mismos son una señal de que algo anda mal en el organismo: puede haber una afección en nuestro oído, nuestra circulación o nuestra psiquis. Cualquier síntoma de que la normalidad se ha visto trastocada nos produce angustia y estrés.

Para sobrellevar con mejor suerte esta condición médica y evitar entrar en pánico, la mejor herramienta que existe es la información. Y lo primero que debe saber acerca de un acúfeno es qué tipo de tinnitus le ha tocado en particular.

¿Cuáles son los tipos de tinnitus que hay?

De acuerdo con la naturaleza del tinnitus, es decir, debido a las causas que los provocan, los tinnitus se clasifican en dos tipos:

  1. Objetivos. Un tinnitus es objetivo cuando es provocado por causas somáticas. Se trata de un sonido real, que se produce en otra parte del cuerpo. Es un sonido que otra persona puede escuchar, además del paciente.
  2. Subjetivos. A un tinnitus se le llama subjetivo cuando sólo la persona lo puede escuchar. Sólo usted escucha un acúfeno subjetivo, pues no hay nada que produzca realmente ese sonido.

¿En qué consiste un tinnitus objetivo?

El tinnitus objetivo es el que se produce en alguna parte del cuerpo y la persona lo percibe. Entre algunos ejemplos de acúfenos naturales están los latidos del corazón, el rechinido de los dientes, el pulso, los sonidos de masticación o de respiración, entre otros.

Los acúfenos objetivos también son llamados somatosonidos, debido a la característica de que se producen dentro de su cuerpo.

Si usted padece de alguno de esos acúfenos, la buena noticia es que no indican un daño en su oído, ni ninguna afección otológica. Aunque se trata de ruidos poco frecuentes, son normales, pero algunos de ellos pueden ser síntoma de alguna afección como la presión alta o baja, por ejemplo.

El médico puede detectar los acúfenos objetivos mediante una auscultación, de manera que sus causas quedan perfectamente explicadas. Usted deja de percibir al acúfeno cuando desaparece la condición que los originó.

¿Qué causa un tinnitus objetivo?

Cuando se percibe un ruido rítmico, se trata de un acúfeno ligado al aparato circulatorio. Si el acúfeno que usted escucha es un zumbido, puede deberse a contracciones musculares rítmicas del oído medio o del paladar. Si consiste en un silbido, el acúfeno proviene de la percepción del ruido de la respiración.

¿Cuál es la causa de un tinnitus subjetivo?

Se llama tinnitus subjetivo al que usted escucha sin que exista una causa real. Es una sensación auditiva que le llega sin una causa definida. Consiste en zumbidos, pitidos o estampidos que no son provocados por agentes externos ni por la actividad corporal.

Son múltiples las causas que suelen producir el tinnitus subjetivo:

  • Puede ser el producto de un daño en el oído interno fruto de infecciones, objetos extraños o líquidos atrapados.
  • Abuso de medicamentos como la aspirina.
  • Cuadros febriles prolongados.
  • Lesiones de la columna o la quijada, entre muchas otras.

Cuando el acúfeno que usted percibe es fuerte, prolongado, se intensifica cuando hay silencio o le impide dormir, es más probable que se trate de un tinnitus subjetivo.

¿Por qué el tinnitus subjetivo es más intenso?

El tinnitus subjetivo no se trata de un sonido verdadero, sino de un falso estimulo creado por el oído mismo. Es un error de información que se origina en el oído y se transmite a través de la vía nerviosa auditiva hasta la corteza cerebral.

El acúfeno origina mecanismos cerebrales reflejos que activan centros nerviosos encargados de generar reacciones emocionales, por ello la persona siente miedo y angustia, además de las molestias que produce el acúfeno al obstruir la audición normal y perturbar el descanso.

¿Se curan los tinnitus subjetivos?

Como ya se ha dicho, los acúfenos objetivos desaparecen cuando se cura o altera la condición que los provoca, pero con los acúfenos subjetivos la situación es muy diferente.

Puede ser que se cure o se modifique la infección o daño que ha sufrido el oído, pero eso no significa que el acúfeno vaya a desaparecer. De hecho, existen acúfenos subjetivos que no son provocados por un daño en el oído, sino por condiciones psicológicas.

Si su tinnitus no desaparece ¿qué se puede hacer?

Si  a pesar de haber recibido tratamiento otológico el tinnitus persiste, los médicos aconsejan convivir con ese sonido, hacerse inmune a él, aprender a vivir a su sombra u optar por métodos naturales basados en una alimentación correcta, un estilo de vida saludable y tratar de liberar el estrés de su vida mediante adecuadas terapias de relajación.

Un comentario sobre «Tinnitus o Acúfenos, Qué Son y Cuántos Tipos Hay»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: