Colangitis Biliar Primaria: Enfermedad Crónica del Hígado

La colangitis biliar primaria es una enfermedad crónica del hígado.

Colangitis Biliar Primaria: Enfermedad Crónica del Hígado

Esta enfermedad ocurre una vez que se destruyen pequeños conductos biliares, que se encuentran dispersos dentro del hígado. Estos conductos son tubos de pequeño calibre que recogen el líquido biliar creado por el hígado y luego lo lleva a la vesícula.

La bilis permanece retenida dentro de la vesícula, mientras estamos en ayunas. Después de comer alimentos, la vesícula biliar sufre una contracción y libera la bilis en el tracto gastrointestinal. Si hay colangitis biliar primaria, todo el proceso queda bloqueado.

En estas condiciones, el líquido biliar queda estancado. Este estado se llama colestasis. Además, el hígado sufre daño y comienza a intercambiar células hepáticas con tejido sicatricial. Este estado se conoce como sirrosis hepática.

Causas de la colangitis biliar primaria

Hasta la fecha se desconoce precisamente por qué ocurre la colangitis biliar primaria. Sin embargo, la tesis más aceptada es que surge de la mezcla de factores genéticos y ambientales.

Sin embargo, la ciencia no comprende por qué ocurre la colangitis biliar primaria. La hipótesis más fuerte indica que es una enfermedad auto inmune. Esto implica que se debe a un proceso durante el cual el organismo se vuelve contra sus propias células.

La tesis más aceptada es que esta enfermedad se desencadena por una combinación de factores genéticos y ambientales. Esto da como resultado que un tipo seleccionado de glóbulos blancos, denominados «células T», se acumulan en el hígado. Dichas células combaten bacterias o gérmenes. Sin embargo, por error, atacan conjuntamente células sanas.

Las células sanas, de forma lenta y cada vez en mayor número, mueren y en mayor porcentaje se reemplazan por tejido conectivo, lo que inflige una enfermedad hepática. Bajo estas condiciones, no es posible que el hígado funcione normalmente. Esta condición es muy común en mujeres entre treinta y sesenta años.

Los europeos y los estadounidenses tienen un mayor riesgo de contraer la colangitis biliar primaria, también como aquellos con antecedentes de este malestar. Fumar, la presencia de infecciones previas y también la ingestión o exposición a sustancias tóxicas son factores de riesgo.

Síntomas de la colangitis biliar primaria

Más de la mitad de las personas afectadas de colangitis biliar primaria no tienen ningún síntoma. Por lo general, la incomodidad se detecta de manera incidental cuando se realiza una biopsia por un motivo adicional. Las personas que tienen síntomas a veces tienen un  pronóstico menos favorable.

Los primeros síntomas consisten esencialmente en la piel irritada, ojos y boca secos y fatiga. En etapas avanzadas adicionales de la enfermedad, los nuevos síntomas parecen ser:

  • Inflamación del bazo.
  • Dolor en el espacio superior derecho del abdomen.
  • Dolor en músculos, huesos y articulaciones.
  • Hinchazón en los pies y tobillos.
  • Xantomas, estos son pequeños depósitos de grasa acumulados dentro de la piel que abarcan los ojos, los párpados o los pliegues de los codos, las rodillas, las palmas o las plantas de los pies.
  • Acumulación de líquido dentro del abdomen.
  • Ictericia o coloración amarillenta de la piel y los ojos.
  • Hiperpigmentación, que es el oscurecimiento de la piel no asociada con el sol.
  • Osteoporosis.
  • Colesterina alta.
  • Diarrea.
  • Esteatorrea o heces con grasa.
  • Hipotiroidismo
  • Pérdida de peso.

Complicaciones

La primera complicación de este malestar es la lesión hepática progresiva. Como resultado, se desarrollan diferentes patologías como enfermedad hepática, hipertensión maligna, cálculos biliares, entre otros.

La colangitis biliar primaria progresa lentamente, causando muchas lesiones al hígado. Esto podría dar lugar a diferentes enfermedades como las siguientes:

  • Cirrosis. Es la principal consecuencia común. Resultará en insuficiencia hepática y diferentes complicaciones adicionales. El pronóstico en estos casos es desfavorable.
  • Hipertensión portal. Es un aumento de la presión en la vena porta. Esto crea la posibilidad de hemorragia del conducto digestivo, que puede ser fatal.
  • Esplenomegalia, que es el agrandamiento del bazo. El riesgo más importante es que se rompa.
  • Cálculos biliares Los cálculos causan dolor y pueden provocar infecciones.
  • Venas varicosas, es el agrandamiento de las venas, que eventualmente podría romperse y sangrar. Si son venas del esófago o del estómago, la vida está en riesgo.
  • Cáncer de hígado.
  • Enfermedad cerebral hepática. Esta condición reduce las funciones psicológicas, principalmente la memoria y la concentración.
  • Osteoporosis.
  • Deficiencias de vitaminas

Otras complicaciones. Los pacientes con colangitis biliar primaria tienen un mayor riesgo de desarrollar diferentes enfermedades como trastornos metabólicos, enfermedades inmunes, problemas de tiroides, artritis atrófica y síndrome CREST.

Tratamiento

Por el momento, no hay cura para la colangitis biliar primaria. Sin embargo, existen muchos medicamentos que contribuyen a reducir la progresión de la enfermedad y detenerla.

Generalmente, el tratamiento fundamental es el ácido ursodesoxicólico, o «ursodiol».

Recientemente, se usan ácido obetólico u Ocaliva y fibratos, también son indicados el metotrexato y la colchicina. Se ha demostrado que estos medicamentos tienen una efectividad moderada contra la enfermedad.

Si los fármacos no funcionan, la única solución es realizar un trasplante de hígado. Esto a veces es muy efectivo. Aun así, existen informes de casos durante los cuales la colangitis biliar primaria aparece una vez más después del trasplante.

Un comentario sobre «Colangitis Biliar Primaria: Enfermedad Crónica del Hígado»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: