¿La Cúrcuma Puede Ayudar a Controlar la Diabetes?

Cúrcuma y Diabetes

¿La Cúrcuma Puede Ayudar a Controlar la Diabetes?

¿Puede la Cúrcuma Ayudar a Controlar la Diabetes?

La cúrcuma o curcuma longa tiene una historia de mil años como planta medicinal. Pero incluso la ciencia médica moderna se ha interesado en estudiar esta planta debido a sus muchas propiedades atribuidas al curcuminoide llamado curcumina.

Agregar cúrcuma a su dieta parece promover el bienestar general, pero existen numerosas pruebas que indicarían que la cúrcuma (y, en particular, su ingrediente activo curcumina) puede ser útil para las personas con diabetes.

Estudios científicos sobre la cúrcuma y la diabetes

Una revisión del reporte ”Medicina Complementaria y Alternativa Basada en la Evidencia” examinó más de 13 años de estudios e investigaciones sobre la conexión entre la diabetes y la curcumina. Los resultados sugieren que la curcumina puede ayudar a los pacientes diabéticos de muchas maneras diferentes. Veamos que:

Controla su nivel de azúcar en la sangre

Laspruebas con modelos animales indican que la curcumina puede tener un efecto positivo en los niveles de azúcar en la sangre. Los niveles mejorados de sensibilidad a la insulina también se han mejorado.

Sin embargo, algunos estudios entre los revisados han demostrado que la curcumina realmente no tiene un gran efecto sobre el azúcar en la sangre. Dadas las opiniones contradictorias, será necesario llevar a cabo estudios más profundos en seres humanos. Pero es normal que hayan desacuerdos entre los investigadores.

La acción preventiva contra la aparición de la diabetes

Muchos de los estudios realizados en los últimos años han demostrado que la cúrcuma también puede proteger de la aparición de la diabetes. En particular, un estudio publicado en Diabetes Care encontró que los pacientes sometidos a la pre-diabetes tratados con curcumina durante un periodo de 9 meses fueron capaces de reducir la probabilidad de desarrollar la condición final.

La curcumina podría mejorar la función de las células del páncreas

Otro estudio mostraría que la curcumina podría mejorar la función de las células beta que producen insulina en el páncreas, y puede reducir complicaciones y afecciones relacionadas con la diabetes.

La curcumina combate trastornos diversos de la salud

  • La curcumina, también basada en los estudios revisados en la revisión, además podría mejorar los síntomas relacionados con los trastornos hepáticos.
  • Prevenir el daño a los nervios causado por la diabetes.
  • Prevenir las cataratas diabéticas (pruebas en animales).
  • Combate problemas cognitivos, gracias a sus propiedades antioxidantes y antiinflamatorias.
  • Luchar contra las enfermedades renales, reduciendo marcadores importantes.
  • Ha demostrado ser eficaz contra la vasculopatía diabética y parece ser capaz de acelerar la curación de heridas.
  • Finalmente, hay evidencia que sugiere que la ingesta de cúrcuma a largo plazo puede mejorar los aspectos digestivos.
  • Modula la respuesta inmune en la diabetes tipo 1: un artículo publicado en Clinical and Experimental Immunology describe cómo la curcumina posee las propiedades de modulación del sistema inmune demasiado activo en las personas con diabetes tipo 1.
  • Los investigadores encontraron que la cúrcuma reduce la respuesta de las células T que destruyen las células beta pancreáticas (las que producen insulina).

La curcumina, por lo tanto, por una parte, es capaz de ayudar al cuerpo en la regulación de la respuesta inmune, por la otra puede facilitar la acción de los fármacos inmunomoduladores prescritos para manejar la diabetes tipo 1.

No todos están convencidos de la efectividad de la curcumina. Un estudio reciente publicado en el Journal of Medicinal Chemistry ha sido muy crítico con el uso de la curcumina para prevenir o tratar cualquier tipo de condición o patología.

El desafío de la investigación en el futuro tendrá como objetivo refutar cualquier duda al respecto. Como se recomienda a menudo, la combinación de cúrcuma o curcumina con aceites, grasas y pimienta negra parece aumentar su biodisponibilidad y garantizar un efecto mayor.

Riesgos, consideraciones y efectos secundarios

La cúrcuma se considera segura y se puede incluir en la dieta regularmente. Sin embargo, no está exento de efectos secundarios, especialmente si se toma en grandes cantidades.

Algunas personas experimentan síntomas como indigestión, náuseas o diarrea. Además, las personas con ciertas afecciones deben evitarlo, no empeorarlo. Evitar en caso de:

  • Patologías y cálculos a la vesícula biliar
  • Cálculos renales
  • Anemia
  • Problemas del hígado (estos también pueden producirse si la cúrcuma o curcumina se utilizan en dosis masivas o por períodos excesivamente largos)

Además, la especia puede interferir y aumentar los efectos hipoglucemiantes de los medicamentos antidiabéticos, lo que conduce a una peligrosa reducción de los niveles de glucosa en sangre.

Por lo tanto, como con cualquier otro suplemento de hierbas, antes de tomar cualquier suplemento alimenticio a base de cúrcuma o curcumina, es recomendable consultar a su médico.

92 comentarios sobre «¿La Cúrcuma Puede Ayudar a Controlar la Diabetes?»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: